Sin categorizar

AULLIDOS. 11 de octubre de 2011

El otro ‘tremor’ de El Hierro. Aparte de los seísmos, las sacudidas y la erupción que se ha iniciado en el fondo del mar, ya a nadie se le escapa el ‘tremor’ sordo que existe entre los vulcanólogos Juan Carlos Carracedo y Nemesio Pérez, uno en Madrid y el otro en Tenerife, en dos instituciones distintas: el CSIC y el Instituto Volcanológico de Tenerife. El primero se mofó del segundo, éste le dijo que algunos que ríen en otros países podrían estar en la cárcel y de fondo, fondo, el problema no es otro que la creación del Instituto tinerfeño, que en la práctica funciona pero en los papeles no ha sido creado porque, dicen, lo dinamitan desde Madrid, precisamente del CSIC. Mientras, El Hierro asiste tan tranquilamente a una erupción.

Alpidio Armas

Alpidio Armas y la buena relación… Quien no se da por enterado y además intenta quitarle hierro –nunca mejor dicho- a lo que ocurre, es el presidente del Cabildo, Alpidio Armas, que anoche a través del twitter de la corporación agradecía “la buena relación interadministrativa”. No dudamos que a pie de tierra, sea así, pero por las alturas la colaboración brilla por su ausencia.

Un helicóptero de la Guardia Civil en el aeropuerto herreño, donde empiezan a ser habituales / Noticia

¿Y a qué fueron? Como todos quieren su minutito de gloria en este acontecimiento, los del 1-1-2 no se quedaron atrás y enviaron a un helicóptero a darse una vuelta por la Isla. En vano, claro, porque ni siquiera los helicóptero de la Guardia Civil, que llevan cámarasGtérmicas para detectar posibles variaciones de temperatura, habían podido sacar una conclusión clara. Pero lo dicho, la cuestión es dejarse ver por la Isla del Meridiano. Cueste lo que cueste, claro. Que esa es otra.

Tomás Padrón

El nombre del volcán. Hay cosas que ocurren por una casualidad increíble. El volcán herreño hacía su tímida aparición justo el día en que se celebra la festividad de San Tomás. Ni hecho adrede porque así se llama el que fuera presidente del Cabildo herreño hasta hace unos meses: Tomás Padrón. Y porque desde las ocho de la mañana nadie se creía lo de la erupción, que fue confirmada sobre las diez de la noche, por aquello de que si no lo veo no lo creo. Aunque verlo, lo que se dice verlo, tampoco… Vamos, que si finalmente coge entidad y se hace un volcancito decente, ya lo pueden ir llamando volcán de Santo Tomás.

El volcán dejó a Nacho en un segundo plano. ¡Qué pena!

El gafe de Nacho. Muy felices se las prometía Ignacio González, que comparecía junto a Soria, su nuevo “querido” en política de pactos, para anunciar el nuevo acuerdo y hacerse con un par de portadas en los medios de comunicación. Pero la incipiente erupción en El Hierro, dio al traste con su intento de copar el protagonismo del día. Y eso que la armó, y gorda, en el Cabildo de Gran Canaria, donde los chicos de Coalición Canaria andan bramando para que lo echen del grupo parlamentario. Será cuestión de días. O de Paulino Rivero.

Añade un comentario

Clic aquí para publicar un comentario